29.11.08

Cuarenta y cuatro

Era jueves y traías una muerte recién enterrada
Y a mí ya me llegaba diciembre y ahí estábamos los dos a destiempo y horas.
Era jueves y después del sofocón nos empapó la lluvia.
Y llevamos a tu cama toda mi ropa mojandome el cuerpo y todas tus lágrimas llorandole al alma. Traías una muerte recién enterrada y una tristeza agotada.
Hundiste entonces tus lágrimas en mis pezones y lloraste los te quiero que nunca nos salen. Los abuelos que se van al cielo y la soledad que últimamente se te hace tan palpable.
Y los dos sabemos que sería conformarse.
Y sólo yo sé las cosas que nunca pude decirte.
Y sólo yo sé lo que diciembre me duele y trae.
Y sólo yo sé lo bien que me haría contarte.
Pero ya estamos tarde parece.
Ya es sábado hoy a la tarde y sigue de ausente y silencio.
Y ya no.
No sé cuántas más van a ser las letras que escriba callada en páginas de nadie.
No sé cuantas veces más va a suicidarse esta historia que ya estaba enterrada. Muerta. Una vez más.
Se pasó el tiempo. Se desgastó de perderse mi calma. Y ya me llega diciembre y ya quisiera que fuera distinto.
Y tengo tanto miedo al silencio. Y te hiciste tan amante de mis manos. Tan furtivo de mis ojos. Tan adicto de mi cuerpo. Tan durmiente y bella parezco en tu almohada.
Pasa la vida. Y te sentís quizás tan solo. Y buscas llenarte de orgasmos míos. De silencios míos. De miedos míos.
Y más quisiera yo decirte "vení, quedate a abrazarme"
Enterramos muertes cada jueves, Vida.
Es sábado y es la tarde. Tendrás el mar a tus pies y mi agua entre las piernas.
Agotada me dejó toda tu desidia. Y ya no es solo miedo. Ya es nada.
Vení, traeme un poco de tu agua salada.
Haceme bien un poco más que un rato.
Vení, abrazame. Salvame esta tarde y este diciembre.
Y que se muera sola, el próximo jueves,
la ausencia a la que me tenés acostumbrada.

2 comentarios:

verborrea dijo...

deja que te salve amiga, de su ausencia y de la tuya. date la oportunidad. te quiero, lo sabes, mañana la peca y que el dia sea.
abrazo

Diego dijo...

llegue aqui por casualidad, esas que solo jesus and mary chains puede llegar a causar (si ya se no es casualidad es causalidad).... pero bue, muy lindo escrito
te dejo mi mail
diegoyosoy1@hotmail.com